LA VIOLENCIA DEBE SER TRATADA DESDE SUS ORÍGENES EN CASA

18

CHETUMAL.- Quintana Roo registra niveles altos de violencia en los hogares lo que genera problemas de índole mental a toda la familia considera la diputada Kira Iris San.

Este es un problema que de no frenarse genera asuntos delicados como son golpes o incluso muerte entre los gremios de la familia.

La violencia no solo es ejercida del hombre a la mujer o a los hijos, se han dado casos y con más frecuencia de hombres violentados por las mujeres.

“Hay muchos centros de ayuda y les pido a las mujeres que se acerquen a redes de mujeres, si alguna mujer tiene problema que me llame vamos a buscar ayuda médica porque la violencia es una enfermedad del alma y vamos a buscar la manera de salir juntas, nos podemos ayudar hay mucha violencia hacia la mujer, niños pero también a hombres; la violencia no tiene sexo es una enfermedad y es parte de nuestra cultura y creencias.

Sino conocemos que origina difícilmente vamos a salir de ella».

Refirió que la creación de fiscalías de justicia o incluso contra el feminicidio es algo que se debe de hacer pero se debe de ir a fondo en estos problemas que se tienen en un gran número de hogares quintanarroenses donde los gritos, golpes y amenazas son parte cotidiana.

Esto se detona con más frecuencia con el consumo de alcohol o sustancias adictivas.